Los ultras del Zamalek buscan venganza tras las muertes

  • Después de la tempestad, no viene la calma. Tras los fallecidos en la batalla campal entre aficionados del Zamalek y la policía, estos hinchas piden venganza. 

"Lo que va vuelve. Ha llegado el momento de que paséis por nuestros tribunales" fue una de las frases que lanzaron los Ultras White Knights en Facebook. Con este mensajes prometen vengarse de la muerte de sus compañeros. "La verdad es clara para el mundo y conocemos a los criminales que incitaron el asesinato", así termina un comunicado con un claro mensaje hacia las autoridades.

La otra parte de los enfrentamientos ya ha actuado. La fiscalía egipcia ha afirmado que la muerte de los seguidores del Zamalek se debió a una estampida, destacando que las muertes fueran ocasionados por los disparos de la Policía. Por su parte, el fiscal general de Egipto ha llamado a declarar a los líderes del grupo UWK para acusarles de los incidentes. Para este movimiento también ha habido una frase en el mensaje de Facebook de los ultras: "El fiscal general ha convocado a los líderes del grupo como castigo por el asesinato de nuestros hermanos a manos del Ministerio de Interior".

Pero no sólo existe la versión de la fiscalía, son varias las voces autorizadas que dan su versión sobre los hechos. Es el caso del portavoz de la Autoridad Forense, Hisham Abdelhamid, que ha sostenido que los fallecimientos se debieron a la asfixia provocada por la inhalación de los gases lacrimógenos disparados por la Policía.

También son varios los testigos que han apoyado la versión de Abdelhamid relatando que se produjo una estampida cuando la Policía empleó gases lacrimógenos contra un grupo de personas que intentaba acceder al Estadio de la Defensa Aérea de El Cairo, donde se iba a jugar un partido de la liga egipcia entre el Zamalek y el ENPPI. El Ministerio del Interior se ha defendido de esta versión afirmando que tuvieron que "emplear la fuerza para impedir que los aficionados del Zamalek entrar por la fuerza y causaran daños en la propiedad pública".

Un caso que aún está por esclarecer y que parece no acabar en la batalla de este fin de semana. De momento, los aficionados del Zamalek buscan venganza.

Comentarios