Getafe propone rebajar los impuestos el 25% para autónomos, empresas y arrendadores

Estas rebajas fiscales están centradas en la recuperación del empleo perdido durante la crisis sanitaria

En la próxima reunión del grupo de trabajo Económico y Fiscal de la Comisión para la Reconstrucción de la ciudad, el Gobierno municipal de Getafe propondrá al resto de grupos municipales que participan, su apoyo para una batería de bonificaciones fiscales del 25% a autónomos, empresas y arrendadores.

El Gobierno getafense trasladará esta propuesta al resto de grupos municipales que participan en el grupo de trabajo Económico y Fiscal de la Comisión para la Reconstrucción de la ciudad frente a la COVID-19 para alcanzar un acuerdo y aprobarlas en Pleno.

Estas bonificaciones entrarían en vigor a partir de 2021, para lo cual será necesario realizar una modificación de las actuales Ordenanzas Fiscales del Ayuntamiento, que deben aprobarse por el Pleno del Ayuntamiento. Una estimación inicial por parte de la concejalía de Hacienda, cifra en torno a 4.000.000 de euros el total de bonificaciones que podrían disfrutar autónomos, empresas y arrendatarios.

Así, el Gobierno local propone bonificaciones generalizadas del 25% del IBI para comercios y establecimientos de ocio y hostelería. De la misma manera, en lo que respecta al Impuesto de Actividades Económicas (IAE), el Gobierno Municipal propone la bonificación también del 25% a aquellas empresas que hayan mantenido los puestos de trabajo tras la crisis. Además, se propone esta bonificación del 25% para aquellas empresas o autónomos que se hayan visto obligados a realizar un ERTE, pero que al finalizar el año recuperen la totalidad de la plantilla. También habrá bonificaciones del 25% del IBI para los autónomos sin plantilla a su cargo, que se hayan visto obligados a cesar su actividad temporalmente debido al Estado de Alarma. Se ampliará también a sociedades limitadas que carezcan de trabajadores y sus socios administradores hayan solicitado la bonificación de su cuota de autónomo por cese de actividad.

También como medida de apoyo a los comercios de proximidad, así como a las familias más vulnerables, el Gobierno Municipal propone bonificaciones del 25% del IBI en otras dos circunstancias. Por un lado, para aquellos arrendadores que hayan condonado al menos dos mensualidades a familias con escasos recursos, y por otro, para los arrendadores de locales comerciales de hasta doscientos metros cuadrados que hayan condonado también dos meses de la renta como consecuencia de la COVID-19.

Comentarios