El Fuenla recibe al Racing de Santander en el penúltimo partido en el Fernando Torres (martes, 20:30)

Cero excesos de confianza ante un histórico descendido

La Liga SmartBank encara ya sus últimas jornadas con muy pocas cosas decididas. El Cádiz tiene "casi" asegurado el ascenso directo, Huesca y Zaragoza tienen "casi" asegurado el playoff; el Fuenlabrada tiene "casi" asegurada la permanencia matemática, cinco equipos se pelean por mantenerse...Pero sólo hay una certeza en toda la categoría: el Racing de Santander volverá a la Segunda División B. 

Los santanderinos, club de pasado reciente tan brillante como doloroso (la etapa en Primera y la nefasta propiedad posterior), ascendieron la temporada pasada a la vez que el Fuenla. Desgraciadamente para ellos, el camino no ha sido el mismo. Cuatro victorias en toda la temporada te condenan, irremediablemente, a volver a salir del fútbol profesional. Tras su derrota en la última jornada ante el Elche, se confirmó su descenso. 

Así llega al Fernando Torres, con cuatro partidos por disputar en los que ya no se juega nada, pero eso no implica que dejen de competir. El Fuenlabrada, por otra parte, todavía tiene que confirmar matemáticamente que se queda, y ganar para no perder de forma casi definitiva las posibilidades de pelear por el playoff de ascenso. 

Una doble motivación que debe ser poderosa para afrontar este partido y que salga mejor que el que se jugó en El Sardinero, porque allí los de Sandoval tuvieron que remontar un 0-2 y Juanma Marrero marcó dos goles, uno de ellos en propia puerta. La remontada llegó en los minutos finales y pudo ser incluso una victoria, pero Luca Zidane terminó protegiendo el punto. Desde la expulsión de Mario Ortiz, el Fuenla volvió al partido. 

Para este encuentro hay más dudas que bajas en las filas azulonas. Pol Freixanet sigue sin estar disponible, y es la única ausencia asegurada. Sekou Gassama e Iban Salvador son duda y dependerán de cómo estén en las próximas 24 horas. Y el club tiene la esperanza de que Pathé Ciss pueda jugar porque le quiten la segunda amarilla que vio ante el Mirandés. 

Comentarios
Más en Deportes